Artículos de: 5 Febrero 2010

A 212 mil asciende el número de víctimas mortales en Haití


A 212 mil se elevó el número oficial de víctimas mortales en Haití tras el terremoto de magnitud 7,3 que devastó a esa nación el pasado 12 de enero, de acuerdo con lo señalado este viernes por el primer ministro, Jean Max Bellerive desde Puerto Príncipe. “La última cifra que he recibido de mis colaboradores es de 212 mil” fallecidos, declaró Bellerive, en horas de la madrugada a medios internacionales.

La cohabitación binominal y el triunfo de la derecha


Se ha cerrado un ciclo con el triunfo electoral de la derecha encabezada por Sebastián Piñera luego de 52 años. Para obtener la victoria, la derecha tuvo que disfrazarse, presentarse sin programa, mostrarse continuadora en lo esencial de los gobiernos concertacionistas. Pero la verdad es que no tuvo que hacer un gran esfuerzo ya que la gran derrota sufrida por la Concertación es sistémica y profundamente cultural.

Haití: Canallada mortal


El asesinato de una mujer en Puerto Príncipe, en medio de un saqueo a un supermercado, constituye una clara evidencia de la desfachatez de los potentados. Ya lo había advertido en el escrito “Galopa la guerra”, pues las medidas torpes de los halcones son evidentes, como sus planes de guerra, de los cuales, en sus cerebros enfermizos de reptilianos retrógrados y asesinos, el terremoto de Haití puede ser un ensayo bélico.

Brasil: La Reforma Agraria


La Reforma Agraria es uno de esos temas que se reservan a los superhéroes de las políticas públicas. Aunque dentro de lo deseable, posible y necesario para una sociedad más justa, las propuestas de división de tierras en Brasil inciden sobre intereses en conflicto. De un lado los insatisfechos con lo poco que tienen, del otro los canes que gruñen con el hueso en la boca.

Negocio redondo: pandemia y venta de vacunas

Ernesto Tamara    05.Feb.2010    Mundo


Hace más de un año, las alarmas sanitarias se encendieron cuando la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró la existencia de una pandemia de la llamada entonces “gripe porcina”, y le otorgó un grado de peligrosidad que casi superaba a cualquier otra epidemia en más de 100 años. Hoy, los directivos de la OMS deben responder ante la Comisión de Salud de la Unión Europa por la sospecha de que encendieron la alarma innecesariamente para favorecer la venta de vacunas y supuesta vinculación de los encargados de definir las pandemias, con los grandes laboratorios.