La investigación continúa

Acusan formalmente al autor del atentado en Estocolmo

El fiscal Hans Irhman acusó a Rakhmat Akilov como el principal sospechoso de cometer el atentado con atropello que causó la muerte de 4 personas y heridas a una decena en el centro de Estocolmo la semana pasada.

Atropelladas por un camión que a gran velocidad ingresó en la calle peatonal Drottnintorget en el centro de Estocolmo, fallecieron dos mujeres suecas, una de ellas menor, de edad, un hombre de Gran Bretaña y una mujer belga.
El fiscal comentó que el acusado reconoció ser el autor del atentado, pero aseguró que la investigación continuará para acumular otras pruebas y posibles contactos o vínculo de otras personas en el hecho.
En una corta conferencia de prensa el fiscal no quiso abundar en detalles ni confirmar si mantendrá la acusación contra el otro detenido. Tampoco explicó si el acusado que reconoció ser el autor del atentado explicó sus motivos o si pertenecía a alguna organización terrorista.
El acusado había solicitado un cambio de abogado defensor por uno que profesara la creencia musulmana de la rama sunita.
El autor del atentado en Estocolmo proviene de la República de Uzbesquistán. Este país del Asia Central, integró desde 1924 a 1990 la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) y a su disolución, inició, a diferencia de las demás repúblicas, un lento proceso gradual de apertura, criticado por los países occidentales.
En 1990, el entonces secretario general del Partido Comunista, Islam Karimov, fue electo residente, y ha sido reelecto sucesivamente hasta su muerte el pasado año. Desde su independencia como república, el país ha enfrentado ataques de grupos islamistas radicales, aliados a los talibanes afganos. En 2001 el país colaboró con Estados Unidos en su llamada guerra contra el terrorismo en Afganistán. Sin embargo esa cooperación ha disminuido y las relaciones diplomáticas entre ambos países se han enfriado desde 2005.
Los principales recursos económicos, gas natural, algodón, uranio, oro, están controlados por empresas estatales.
Desde Europa principalmente, se acusa al gobierno de Ubezquistán de corrupto, autoritario y represivo contra los disidentes, en especial contra el Movimiento Islámico de Ubezquistán, ex aliado de los talibanes afganos.
En los últimos años en gobierno uzbesco ha dado respaldo a los islamistas sufistas, para restar influencia a los musulmanes que abogan por un califato.
Pero todos los grupos musulmanes enfrentaron a la Unión Soviética, representante del ateísmo y contrario a las costumbres religiosas.
El autor del atentado en Estocolmo llegó a Suecia solicitando asilo político como perseguido por el gobierno de ese país. Sin embargo, su relato sobre torturas, prisión y fuga no fue creíble para las autoridades migratorias que le negaron el asilo.
En general los refugiados de los países de la ex URSS accedan normalmente al asilo. En este caso se constató además que había solicitado asilo con dos identidades diferentes. El pasado año, temiendo ser repatriado, pasó a vivir como indocumentado.
Fue objeto de atención de la Policía de Seguridad, aunque concluyeron que no era un peligro inminente.