Venezuela

Asamblea Nacional Constituyente: Balance a sesenta días

A sesenta días de la instalación de la Asamblea Nacional Constituyente conviene hacer otro repaso de este periodo como parte del seguimiento de pulso nacional, reconociendo que continúa centrando su accionar en el ámbito de lo político, mientras que todavía no se observa un accionar en función de otros campos como el económico.

A sesenta días de la instalación de la Asamblea Nacional Constituyente conviene hacer otro repaso de este periodo como parte del seguimiento de pulso nacional, reconociendo que continúa centrando su accionar en el ámbito de lo político, mientras que todavía no se observa un accionar en función de otros campos como el económico.

I

Un necesario recuento de los primeros treinta días
Cuando presentamos el balance a treinta días constatamos que la elección de la ANC, permitió un cambio de estrategia de algunos sectores de oposición que promovieron la violencia por más de noventa días y los incorporó a una estrategia de diálogo que para ese momento no era público. Igualmente precisamos que el accionar político de la Asamblea Nacional Constituyente se restringe a trabajar en la legitimación de sus acciones, a través de la coexistencia con los poderes públicos constituidos, de los cuales el legislativo fue el más reticente; teniendo como resultado la supeditación de los mismos a la ANC. Finalmente se refirió a la conformación en el seno de la ANC de veintiún comisiones que abordan diversos temas.
Se afirmó que en ese periodo se estaba configurando una fotografía detallada de las correlaciones de fuerzas y relaciones a lo interno de la ANC, dado que si bien es cierto la mayoría de los que la integran se incorporan discursivamente dentro del proceso bolivariano sus intereses y posiciones sobre los temas no son los mismos, siendo clara la influencia de Miraflores en la agenda que se desarrolla.

II

Algunos referentes en la coyuntura
En primera instancia resaltamos que en este último mes la ANC ha convivido con algunas acciones que se desarrollan en el contexto. Una de ellas son las sanciones a la República Bolivariana de Venezuela (en particular a Petróleos de Venezuela) que limitan el accionar financiero de su gobierno por parte del gobierno de los Estados Unidos de América. Frente a esta acción agresiva, la ANC ha emitido una declaración unánime de repudio y se ha planteado iniciar juicios a los actores políticos nacionales que promueven que gobiernos extranjeros desarrollen acciones contra nuestra república.
En estos momentos se desarrolla el proceso de elecciones de Gobernadores, que se celebrará el próximo 15 de octubre, por propio mandato de la ANC. Y dentro de este proceso es relevante referir que los factores de oposición venezolana han celebrado sus primarias con normalidad y han definido quienes participarán en la contienda. Hoy la oposición venezolana participará con más candidatos que el chavismo. Apenas comienza la campaña formalmente y ya los ánimos electorales se están acrecentando, lo que hace que comunicacionalmente la ANC esté pasando un plano de fondo.
Un tercer elemento que conviene presentar es el relacionado con el acercamiento del cual participan los factores de oposición con el gobierno venezolano en República Dominicana, bajo el auspicio del Presidente de Republica Dominicana Danilo Medina y José L. Rodríguez Zapatero. Aunque dada la cercanía del proceso electoral la oposición ha decidido interrumpir su participación en esta iniciativa de diálogo. Estimo pues que pretenden radicalizar el discurso en la campaña y estar en una mesa de diálogo, en este contexto puede desanimar a algunos de sus seguidores y seguidoras. Dicho de otro modo, al gobierno bolivariano le conviene sentar a la oposición en la mesa de diálogo, pues trasmite una imagen distinta a la presentada por esta. A la oposición no le conviene sentarse con el gobierno bolivariano, puesto que la imagen que trasmite a sus seguidores es de debilidad y se puede presumir que ceda ante el gobierno, que hasta hace poco descalificaba de múltiples maneras.

III

A sesenta días ¿Qué ha ocurrido en la ANC?
En el plano organizativo se están constituyendo las comisiones y subcomisiones, aunque poco se sabe de su funcionamiento y sus deliberaciones. En particular se estableció un Decreto Constituyente mediante el cual se declara instalada la Constituyente Educativa en todo el territorio nacional, a fin de consolidar el nuevo modelo educativo venezolano. Igualmente, la presidenta de la Asamblea Delcy Rodríguez anunció que establecerían un cronograma de deliberaciones, el cual hasta la fecha se sigue construyendo.
En el plano declarativo la ANC se ha pronunciado contra las agresiones del gobierno de los Estados Unidos de América, como ya lo referimos; y ha emitido el Acuerdo Constituyente en homenaje del Día Internacional de la Paz, establecido por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el cual declara a Venezuela como territorio de paz, donde se promueve y respeta la vida, la libertad, la justicia, la igualdad, la solidaridad, la democracia, la responsabilidad social, la ética, la diversidad política y la prominencia de los Derechos Humanos.
“Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT), que agrupa a un conjunto de sindicatos y experiencias organizativas de la clase trabajadora, hizo entrega de un pliego de peticiones y propuestas a la Asamblea Nacional Constituyente. En el documento entregado los trabajadores expusieron en primer lugar la problemática que viven los trabajadores, entre las que se encuentran los numerosos despidos injustificados que violan la inamovilidad amparada en las Ley Orgánica del Trabajo. Igualmente se denunciaron casos en los que han sido violados fueros maternales y paternales y la inamovilidad por discusión de contratos colectivos. También se informó sobre una cifra importante de dirigentes perseguidos por la patronal y también por organismos de seguridad del estado. Los trabajadores insistieron en que ¨también se obstaculizan las denuncias sobre las condiciones de deterioro, desmantelamiento y descuido por parte de la gerencia burocrática, (y en algunos casos hasta mafiosas) que en empresas públicas y privadas hacen y deshacen sin que las denuncias de los trabajadores sobre esta realidad sean canalizadas por ninguna institución¨
En este periodo lo más relevante en la dinámica de la ANC ha sido la comparecencia del Presidente Maduro a la ANC, donde realizó algunos anuncios de gobierno y presentó ocho leyes orientadas a enfrentar la guerra contra el pueblo. Los proyectos fueron los siguientes: Ley de Abastecimiento Soberano y Precios Acordados – (Ley del Plan 50), Ley de los Clap, que les dará rango constitucional y crea la figura de los fiscales populares de abastecimiento y precios, Ley que autoriza la apertura de casas de cambio en todo el territorio nacional, Ley de Promoción y Protección de Inversión Extranjera, Ley que establece nuevo régimen tributario para inversionistas en el Arco Minero del Orinoco, Ley de impuestos a los grandes patrimonios surgidos de la guerra económica, Ley de régimen especial tributario para la protección social del pueblo y sanciones a los delitos a la economía y la Ley que crea el Consorcio Agroalimentario del Sur para coordinar la producción de los 20 rubros principales del país.
El Presidente Maduro presentó los proyectos para que se incorporen en las deliberaciones de la ANC, sin embargo, a la fecha no se han sometido a las mismas. De hecho, se desconoce el contenido de los proyectos. En el caso del Consorcio Agroalimentario del Sur el gobierno ya decretó su creación y está a la espera del marco normativo.

III

Algunas consideraciones hasta ahora
La ANC es un órgano de naturaleza deliberativa y su proceso de organización luce lento, lo cual da cuenta de capacidades limitadas para llegar a acuerdos en su seno o de la influencia de Miraflores en gran parte de las discusiones. El resultado de esta situación es la ausencia de una dinámica enérgica de deliberaciones y de acuerdos sobre los temas sobre los cuales se generó una importante expectativa.
Esta situación causa que comunicacionalmente la ANC no esté en sintonía con las principales problemáticas que experimentan los venezolanos y las venezolanas, que como afirmamos anteriormente valora el accionar político, también demanda y exigen que la ANC haga lo que dijo que haría: ser un aporte a las soluciones que se requieren urgentemente.
En las deliberaciones se expresarán las contradicciones y los consensos sobre los aspectos centrales de la vida nacional y en ella también debe expresarse los distintos aportes que pueden realizarse desde las organizaciones populares y movimientos sociales.
En la cuenta regresiva de la ANC faltan veintidós meses y cada segundo perdido impacta en la vida de los venezolanos y venezolanas. Ya se cuenta con el espejo de la Asamblea Nacional actual, que mas allá de ser ilegal; nunca fue un espacio para aportar soluciones y quienes la dirigen tienen una factura pendiente con el pueblo venezolano, que en su momento se la cobrará. Tarde o temprano…

Jesús A. Rondón/ Sociólogo, @jxrondon
Suramericapress