Palestina Dia de la Tierra

Millones de palestinos “sin tierra y sin Patria” conmemoran hoy el Día de la Tierra Palestina

Javier Cortines    30.Mar.2018    Mundo

Trece millones de palestinos conmemoran hoy, 30 de marzo, los sucesos de 1976 cuando Israel expropió sus casas y tierras a decenas de miles de conciudadanos que fueron empujados a zonas desérticas donde tuvieron que vivir, con la connivencia e indiferencia de Occidente, en insalubres campos de refugiados que perduran hasta nuestros días.

Alrededor de trece millones de palestinos (de los cuales seis millones son refugiados que viven en otros países) conmemoran hoy, 30 de marzo, el Día de la Tierra Palestina para recordar al mundo la limpieza étnica y el apartheid que practica el Gobierno de Tel Aviv contra del pueblo palestino.

Con esta efemérides se rememora la fecha del 30 de marzo de 1976 cuando decenas de miles de palestinos y palestinas se manifestaron pacíficamente contra la masiva expropiación de sus casas y tierras en la parte central de la región de Galilea. Las protestas se saldaron con la muerte de seis jóvenes (a causa de impactos de bala), 49 heridos y 300 detenidos.

Casi 900.000 palestinos fueron expulsados de los hogares que heredaron de sus antepasados y obligados a vivir en zonas prácticamente desérticas. Israel estableció en sus tierras asentamientos judíos con el objetivo de avanzar en la total judaización de Palestina.

Cada 30 de marzo los palestinos reivindican también sus derechos históricos sobre Jerusalén (en la parte Este de la ciudad aspiran establecer la capital de un Estado independiente).

Aunque la resolución 242 de las Naciones Unidas insta a Israel a retirarse de los barrios ocupados en Jerusalén, el Gobierno hebreo hace caso omiso de ese dictamen y, en barrios habitados desde hace siglos por los árabes-palestinos -como el de Silwan y Sheik Jarrah-, los soldados israelíes han destruido sus casas y entregado los espacios que ocupaban a los colonos.

De hecho, el 85% de Jerusalén Este (parte de la ciudad arrebatada por Israel a Palestina en la Guerra de los Seis Días de 1967) está ya en manos de los colonos. Ese latrocinio criminal será sancionado el próximo 14 de mayo por Donald Trump, quien ya ha anunciado que ese día mudará la Embajada de EEUU de Tel Aviv a Jerusalén.

El Día de la Tierra los palestinos conmemoran también La Nakba (15 de mayo de 1948), es decir “la tragedia” palestina de perder el 78% de su territorio tras la creación del Estado de Israel (el 14 de mayo de 1948).

UN POCO DE HISTORIA PARA VER CON PERSPECTIVA EL PROBLEMA JUDEO-PALESTINO

Los peleset (los palestinos) fueron unos de los cinco Pueblos del Mar que huyeron con sus mujeres e hijos desde las costas de Anatolia hasta el Delta del Nilo, a consecuencia de las desastrosas consecuencias de la Guerra de Troya (que tuvo lugar el año 1.250 a.C., según Heródoto). Al filistiin, los palestinos, es su nombre transcrito al árabe, lo que no hay que confundir con su origen etimológico.

Los árabes, que llegaron a fundirse con los palestinos a lo largo de la historia, tiene una raíz común con los judíos, si utilizamos como referente La Biblia y El Corán. Ambos pueblos veneran al patriarca Abraham, llamado Ibrahim por los árabes. Siguiendo esta línea “hagiográfica”, los árabes se consideran descendientes de Ismael (hijo primogénito de Abraham y su sirvienta egipcia Agar). Mientras que los judíos, de Isaac, el hijo de Abraham y su esposa Sara. Si aceptamos lo anterior, los judíos y los árabes-palestinos son primos hermanos. Desde esa base debería hallarse una solución al problema que enfrenta a ambos pueblos desde hace miles de años.

EL DIA DE LA TIERRA TAMBIEN SE REMEMORA LA DESTRUCCION DE GAZA

La destrucción y masacre de Gaza (2015), ha inspirado, entre otros muchos, a la gran poetisa Rafeet Ziadah (Beirut, 1974).

(En la foto imagen de Rafeet Zaidah, poetisa libanesa de ascendencia palestina)

En una ocasión un soldado sionista que veneraba las políticas de EEUU, le dio una patada en el vientre y le deseó que le violasen “antes de que trajese al mundo hijos terroristas”. La joven tardó varios días en recuperarse y luego escribió:

¿Olvidé ser cada uno de tus sueños orientales? /El genio de la botella/La bailarina del vientre/La chica del harén/ La voz suave (…)

¿No fue la CIA la que mató a Allende?

¿Quién entrenó a Osama (Bin Laden) en Afganistán?

Vosotros tenéis espadas, nosotros sangre/ vosotros tenéis acero y fuego, nosotros carne/ Vosotros tenéis tanques, nosotros piedras/ Vosotros tenéis gases lacrimógenos, nosotros lluvia/Tomad parte de nuestra sangre y marchaos/ Es hora de que os marchéis de nuestro suelo, de nuestra mar, de nuestras heridas, de nuestra sal/Marchaos de los recuerdos de nuestra memoria (Fuente poema, Nodo 50.El original ha sido recortado).

http://www.nilo-homerico.es/