Política

Venezolanos dicen la OEA es el mayor lacayo del imperio norteamericano

Tras fracasar una vez más esta semana en promover la agresión contra la República Bolivariana de Venezuela, la Organización de Estados Americanos (OEA) se reiteró como ‘’el mayor lacayo del imperio norteamericano'’.

Así lo definió Adán Chávez, presidente de la Comisión de Asuntos Internacionales de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), al sintetizar la repulsa de sectores locales contra los planes de Estados Unidos para derrocar al gobierno bolivariano.

Son los mismos aprestos que denuncia el presidente de Bolivia, Evo Morales, cuando alerta que Washington ’solo busca forzar una intervención militar y para ello está usando como excusa la aplicación de la Carta Democrática de la Organización de Estados Americanos (OEA)’.

A pesar de las amenazas y presiones, esa política salió derrotada en su ilegal pretensión de imponer más sanciones y expulsar a Venezuela de la Organización de Estados Americanos (OEA), expresó Chávez. ‘No nos pueden sacar de donde nosotros consideramos que no estamos’, dijo.

Amplio destaque recibió aquí el fracaso estadounidense que es considerado ‘una gran derrota’, según afirmó el profesor venezolano David Rojas, al analizar para Venezolana de Televisión el debate y resultados de la 48 Asamblea General de la OEA.

El fiasco ocurrió pese al despliegue mediático contra la patria de Simón Bolívar, donde voceros diplomáticos adelantaban que: ‘Tenemos 18 votos necesarios para iniciar el proceso’ para expulsar a Venezuela.

Las fuentes decían que estaba a la vuelta de la esquina la convocatoria de una sesión especial de la Asamblea General destinada a considerar la situación en Venezuela e iniciar el proceso para sacar al país del organismo.

Eso estaba incluido en una resolución consensuada por los 14 países del Grupo de Lima y que a la postre no logró los dos tercios necesarios (24 votos), algo que no haría falta, pues Caracas hace más de un año inició trámites para dejar un foro que sus autoridades tildan de ‘infame y servil’ a los intereses de la Casa Blanca.

Ni las presiones a través de su vicepresidente Mike Pence, ni el voto de países que siguen la marcha iniciada por un ex presidente latinoamericano, que se calificó como ‘perrito de alfombra’ que le mueve la colita a la Casa Blanca, pudieron contra Venezuela, según denunció anoche el vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela, Diosdado Cabello.

Volvieron a fracasar, no nos importa lo que pase en la OEA. Otro fracaso más, indicó al describir al foro como ‘arrogante, parte de la soberbia del imperialismo’. ‘La OEA ha sido un instrumento de Estados Unidos para sembrar el miedo en América’, dijo al criticar la fracasada intentona.

El gobierno de Caracas pidió dejar la OEA en abril de 2017, aunque su salida no se hará efectiva hasta 2019, no obstante la administración del presidente Donald Trump lo quiere sacar de donde no está, según manifiestan dirigentes del chavismo.

‘Venezuela se retira de esta organización precisamente porque esta organización en lo absoluto no ayuda a los pueblos de nuestra América y más bien, como se ha mostrado…, lo que hace es generar condiciones para el intervencionismo, la injerencia y violar el Derecho Internacional Público’, indicó también el canciller Jorge Arreaza.

Tan solo en lo que va de 2018, Venezuela fue atacada en nueve ocasiones contando la sesión especial del 7 de mayo, en donde participó Pence.

Ante esto, el ministro de Información y Comunicación, Jorge Rodríguez, adelantó la víspera que el presidente Nicolás Maduro dará a conocer una respuesta contundente contra los intentos estadounidenses de sacar a su país de la OEA.

Prensa Latina