Chile, política

Llaman a unidad de la oposición en Chile como alternativa al gobierno

La unidad de las fuerzas de centro e izquierda en Chile para convertirse en una real alternativa al Gobierno de derecha de Sebastián Piñera, se gesta hoy como una prioridad de la oposición.
En tal sentido, el presidente del Partido Comunista de Chile (PCCh) Guillermo Teillier, expreso que 2019 debe ser el año de la unidad, de la construcción de acuerdos programáticos, que permitan presentar un nuevo modelo de desarrollo ajeno al neoliberalismo.

Teillier lanzó ese llamado en el marco de la tradicional Fiesta de los abrazos, auspiciada por el PCCh y que durante este fin de semana se celebra en esta capital con la participación de un amplio abanico de partidos, movimientos sociales y sindicatos y cuyo lema en esta edición es ‘Con unidad, construyamos futuro’.

El presidente del PCCh se refirió a la necesidad de plantear propuestas en asuntos de vivienda, salud, seguridad ciudadana, educación y otros que permitan a las fuerzas opositoras ofrecer al pueblo chileno una opción de gobierno que responda a los intereses de las mayorías.

Lamentó que esa unidad ha estado lejos de alcanzarse hasta ahora a pesar de los serios problemas enfrentados por el Gobierno de Sebastián Piñera en 2018, ante los cuales la oposición no ha sabido tomar la iniciativa, y advirtió que el Partido Comunista tampoco ha sido ajeno a esa carencia.

En el mismo marco, la diputada comunista Carmen Hertz, consideró que la unidad de la izquierda resulta indispensable para contener el auge de la extrema derecha en el país y en América Latina.

La parlamentaria puntualizó que es un deber de los sectores progresistas concordar en propuestas concretas que resuelvan los problemas de la gente y no sean solo instrumentos electorales y poner freno al discurso populista de la extrema derecha que pretende aprovecharse de la natural indignación que hay en la población.

Como un ejemplo de lo que se puede lograr en favor de la unidad es el amplio movimiento feminista que conmocionó al país en 2018 y que obligó al Gobierno a incluir en su agenda algunos temas relacionados con este sector social.

Dirigentes políticas y representantes de diferentes colectividades femeninas coincidieron en que las movilizaciones que ya se anuncian para el 8 de marzo con motivo del Día Internacional de la Mujer deben constituir un hito para el conjunto de las agrupaciones con el fin de comenzar a hacer realidad la anhelada unidad.

Al respecto, la vicepresidenta del Partido Socialista (PS), Karina Delfino, sostuvo que el espacio aglutinador de las mujeres puede generar una mayor convergencia de los sectores progresistas del país, la cual calificó de esencial para frenar el discurso fascista que va tomando fuerza.

Abundó en que precisamente porque las mujeres están en desventaja en todos los ámbitos de la sociedad, sus reclamos deben generar el respaldo en los más amplios espacios sociales y ser un factor aglutinante.

A juicio de la encargada de fomento a la participación de las mujeres del partido Revolución Democrática (RD), Marcela Sandoval, la unidad política se debe construir sobre la base de determinados puntos y en esa dirección consideró decisivas las elecciones municipales de 2020.

Estas, dijo, deben ser un espacio de negociación en el cual la agenda del sector femenino puede ocupar un importante espacio para lograr la confluencia de posiciones.