Alianza Ecuménica por América Latina (AEAL)

Declaración de Solidaridad con la República Bolivariana de Venezuela

“Os doy un mandamiento nuevo: Que os améis los unos a los otros” (Juan 13:34).

ALIANZA ECUMÉNICA POR AMÉRICA LATINA (AEAL)
“DECLARACIÓN DE SOLIDARIDAD CON LA REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA”
“Os doy un mandamiento nuevo: Que os améis los unos a los otros” (Juan 13:34).

La Alianza Ecuménica por América Latina (AEAL) es una instancia de encuentro representada por personas consecuentes, liderazgo comunitario, colectivos sociales, educadores populares, académicos e intelectuales en diversos campos de las ciencias humanas y sociales en distintos países de nuestro continente. Se trata de un espacio de reflexión crítica de nuestras realidades sociales a partir de una espiritualidad y conciencia latinoamericana, fundada en las exigencias de los Evangelios: el amor a Dios y al prójimo. El sentido de la ternura, la compasión y la solidaridad son expresiones bíblico-teológicas que derivan de tales exigencias e invitan al diálogo fecundo, caracterizado por la alteridad del otro/otra, arraigado en nuestros propios contextos y comprometido con la transformación de nuestras sociedades (Marcos 12:28-34 y Santiago 2:26). Desde la praxis política e histórica de la fe y con base en los tratados, pactos y convenios internacionales, esta Alianza Ecuménica reafirma el Derecho de los Pueblos a su dignidad, identidad, territorialidad, soberanía y autodeterminación ante los graves acontecimientos provocados por prácticas sistemáticas injerencistas e intervencionistas del gobierno norteamericano, la derecha continental, sus aliados regionales y la denominada oposición contra la hermana República de Venezuela y, consecuentemente, contra toda la Patria Grande.

CONSIDERANDO:
1) Que se realizaron legítimamente elecciones presidenciales en Venezuela el 20 de mayo de 2018,
2) Que dichas elecciones se llevaron a cabo según normativa establecida en el Consejo Nacional Electoral (CNE), y el pueblo venezolano, en votación libre y soberana, eligió a Nicolas Maduro Moros como Presidente de la República Bolivariana de Venezuela con el 67,84% de los votos sufragados,
3) Que los candidatos opositores perdieron las elecciones con una votación mucho menor: Henri Falcón con 20,93%, Javier Bertucci con 10,82% y Reinaldo Quijada con 0,39%,
4) Que este escrutinio contó con la participación de delegaciones internacionales y más de 2,000 observadores de Asia, África, Europa, Caribe, América Latina y Estados Unidos,
5) Que la Asamblea Nacional (AN) se encuentra en estado de desacato, cuyas actuaciones y pronunciamientos se califican como “actos nulos de toda nulidad” por parte del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) desde el 2016,
6) Que la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) se estableció entonces desde el 2017, con derecho plenipotenciario por encima de los poderes públicos estatales, a fin de redactar la nueva Constitución para la sociedad y el estado venezolano,
7) Que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) asumió el acto protocolario de toma de posesión, dada la condición de nulidad de la Asamblea Nacional (AN), y el 10 de enero de 2019 realizó la juramentación al Presidente electo 2019-2025 según reza en la Constitución,
8) Que el alineamiento de algunos países y gobiernos sumisos a las órdenes del gobierno de los Estados Unidos pretende desconocer e ilegitimar al actual gobierno de Venezuela, sin asidero en el derecho internacional,
9) Que la autoproclamación del diputado opositor Juan Guaidó como “presidente encargado” de Venezuela y el reconocimiento inmediato del gobierno de Donald Trump y de otros países afines a las políticas de Washington constituye un acto premeditado y un paso más del proceso de intervención,
10) Que el Secretario de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, ha mostrado una vez más su verdadero rostro injerencista, completamente aliado a los intereses de la derecha internacional,
11) Que el papel golpista encabezado por el gobierno de los Estados Unidos hace una demostración más del desprecio total hacia las normas y principios del derecho internacional y la búsqueda de soberanía de otros pueblos,
12) Que el reconocimiento de 178 países al gobierno de Nicolás Maduro Moros como legítimo Presidente de la República Bolivariana de Venezuela es el camino correcto del derecho internacional y la convivencia pacífica entre los pueblos.
13) Que la mayoría de los medios de comunicación en manos de las clases dominantes se han encargado de crear un cerco mediático, cuyo común denominador descansa en la manipulación de la información hasta el punto de propagar la denominada fake news,
14) Que la agresión diplomática en las relaciones internacionales contra Venezuela, promovida por el gobierno norteamericano y sus aliados, ha fracasado en sus intentos de ‘’usurpación del poder'’ como se demuestra en los casos más recientes de la OEA y la ONU,
15) Que la imposición de sanciones arbitrarias del gobierno de Trump y su círculo de poder inflige congelación de fondos, apropiación de activos y confiscación de reservas en el marco de un bloqueo económico acompañado de amenazas psicológicas, psicosociales, mediáticas y posibles acciones militares.

DECLARA:
1) Que el Consejo Nacional Electoral (CNE) es la única instancia oficial autorizada para indicar según las normas y jurisprudencia establecidas que Nicolás Maduro es legítimamente el presidente constitucional de Venezuela.
2) Que la autoproclamación de Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela, y su reconocimiento por parte del Grupo de Lima, el secretario de la OEA, los Estados Unidos y otros gobiernos, desconoce la voluntad democrática del pueblo venezolano, expresada en las urnas en mayo de 2018 y puede caracterizarse como un golpe de Estado.
3) Que el proceso de intervención en curso en Venezuela se suma a la larga lista de golpes de Estado, propiciado por los diferentes gobiernos de los Estados Unidos a lo largo de la historia en América Latina.

Y LLAMA:

1) A los colectivos sociales para pronunciarse contra todo intento por desalojar del poder por vías no constitucionales al legítimo gobierno de Venezuela.
2) A los movimientos populares para solidarizarse con el pueblo venezolano, sus legítimos representantes y su proceso revolucionario.
3) A las fuerzas políticas progresistas para denunciar la prepotencia de la derecha continental y las ansias geopolíticas norteamericanas sobre la soberanía de los pueblos.
4) A las iglesias de América Latina para elevar y hacer oír su voz profética en búsqueda de la justicia, la paz y el derecho a la autodeterminación de los pueblos.
5) A todos los pueblos del mundo para apoyar la legitimidad de los procesos de cambio social impulsados por el gobierno venezolano y sus fuerzas sociales.

Finalmente, compartimos esta Declaración como una expresión colectiva de solidaridad del pueblo latinoamericano frente al silencio, la indiferencia o la complicidad de quienes siguen sumisamente las órdenes y políticas imperialistas, porque el amor todo lo puede y como cristianos estamos llamados a servir a los que más lo necesitan para alcanzar dignidad y justicia en nuestras sociedades en este momento de conflictos y transformaciones hacia un mundo mejor (I Corintios 13:1-13 y Hebreos 13:16).

América Latina, 28 de enero de 2019

Suscriben:
Las personas que se adhieren en esta lista son: profesionales (antropólogos, periodistas, docentes, planificadores, comunicadores sociales, arquitectos, abogados, sociólogos, teólogos, escritores, profesores universitarios), pastoras, pastores, obispos, obispas, directores académicos de institutos y seminarios de teología, empresarios, pensionados, obreros, amas de casa, productores de audiovisuales, artistas, poetas, pintores, editores y dirigentes de asociaciones.

Y se siguen recogiendo firmas en distintas partes del mundo.

Argentina: Claudio Cruces, Hernán Dalbes, Rubén Pak, Ana Silva, Diego David Tisoni, José Vergara.
Bolivia: Fermín Condori Callapa, Tomasa Willca Siñani.
Brasil: Pablo Barrera, Nancy Cardoso, Claudete Pagotto, Claudio Pereira Noronha, João Antonio Pires, Vlademir Lucio Ramos, Nelson Lellis Ramos Rodrigues, Marcos Scarpione, Valéria Cristina Vilhena, Lauri Emilio Wirth.
Canadá: Rodolfo Molina.
Costa Rica: Ulises Araya Vargas, José A. Amesty R., Byron Barillas, Abner Barrera Rivera, Fidel Barrera Romero, Ricardo Bernal Escobar, Luis Bonilla Bonilla, Germán Chacón Araya, Denis Calix, Gerardo Carvallo, Saúl Castañeda, Amilcar Castañeda Cortez, Cynthia Conejo, Rafael Ángel Cruz Monge, Tomás Echevarría, Meleanny Escalante Fonseca, Nidia Fonseca, Christian Alejandro Fonseca, Jorge Gamboa Quiroz, Marbella Martin Fragachán, Juan Félix Montero Aguilar, Shirley Naranjo Álvarez, Cristian Paniagua, Francisco Piedra, Pacífico Rebolledo, Mario Olivera Rojas, Silvia Regina, Sonia Salazar, Ronald Saenz Méndez, Magda Solís Alpízar, Marcelo Valverde, María Valverde Pérez, José Francisco Varela Arguedas, Álvaro Vega, Heidi Venegas Rojas y Fernando Zúñiga Umaña, Alexander Barquero.
Cuba: Naile Braffo Conde. El Salvador: Ernesto Benavides.
Estados Unidos: Rafael Barrantes Bonilla, Tito Ceballos y Jorge Rodríguez.
Honduras: Daniel Medina López.
México: Buen Abad, José Carlos Esquer.
Nicaragua: Miguel Ángel Casco González, Mario García, Violeta Rocha y Carolina Zapata.
Perú: Juan Ambrosio, Jesús Anyosa Reyes, José Luis Ayala, Efraín Barrera Rivera, Roberto Bejarano Gonzales, César Cárdenas, Gustavo Espinoza, Fiorella Garay, Rigoberto Ferreyra, Marleny Guerrero, Jeshabel Incio, Enrique Jaramillo García, Sergio Nolasco Cisneros, Winston Orrillo Ledesma, Fanny Palacios Izquierdo, Hildebrado Pérez Grande, Steve Prevet, Verónica Suchero Ávila y Gerson Zamora Santiago.
Uruguay: Rubén Suárez
Venezuela: José María Abreu, Egler Albornoz, Egla Álvarez, Elvira Barrera, Álvaro Barros, José Bonilla, Nicanor Cifuentes, Herlinda Colmenares, Raiza Corredor, Madeima de Hernández, Edixon Espinoza, Maricela Fernández, Osdalys Francia, Lenin Eliezer González Herrera, Mauro Guerra, Ynmer Hernández, Raúl Hernández, Carlos F. Herrera, Gamaliel Lugo, Nacary Martínez, Migdaleder Mazuera, Dora Margarita Medina Sánchez, Enrique Patiño, Elida Quevedo, Baní Rangel, Jhonny Salcedo, Eseario Sosa Rodríguez, Ana Torres, Romer Urdaneta y Eliezer Vásquez.

Organizaciones: Círculo Bolivariano Yamileth López de Costa Rica, Círculos Bolivarianos Socialistas de Costa Rica, Comité de Solidaridad con Venezuela en Costa Rica, Coordinadora Evangélica Iglesia, Sociedad de Nicaragua, Iglesia Metódica Wesleyana Costarricense (IMWC), Movimiento Cultural Cristiano CALEB de Venezuela y Movimiento Pastoral Justicia y Paz de Nicaragua.