Propuesta Contra la Xenofobia

Xenofobia y Racismo en América Latina

Es triste ver como compañeros venezolanos, nicaragüenses y otros, son quemados vivos, perseguidos como presas, producto de una xenofobia, recalco, creada o con visos de ignorancia, olvidando que somos hermanos históricos, con una historia similar, en algunos casos.

Xenofobia y Racismo en América Latina
(Propuesta)

Lic. José A. Amesty R.

La salida de Venezuela de miles de compatriotas, acostumbrados a un estándar de vida fácil y acomodado, producto de la abundancia de alimentos y bienes, venido de la renta petrolera, ha traído como consecuencia para ellos, algo que no esperaban, la xenofobia, por parte, principalmente de sus hermanos bolivarianos y otros países de la región.

Creyendo románticamente, en aquello que fuimos los libertadores de varios países, así como la creencia creada que tenemos las mujeres más bonitas y los echados de virtudes, nos estrellamos con la realidad, somos rechazados, tanto hombres como mujeres, en países como Colombia, Brasil, Ecuador, México, Perú, Chile y otros.

Disculpen, si en algún momento, las líneas contengan signos viscerales, románticos, ingenuos y de regionalismo. Creemos, que además de haber sido alimentadas estas prácticas racistas, por la voraz política de ensañamiento contra Venezuela, por parte de individuos insanos y rapaces, así como la política discriminatoria de USA, hay una verdad, que quizás, no se ha analizado mucho, la ignorancia histórica acerca de quiénes somos los países bolivarianos y como fuimos influenciados por la gesta libertaria de Simón Bolívar.

Es conocida ya, la tendencia que en nuestros países es enseñada una historia oficial, donde no se hace énfasis en su carga ideológica y su trascendencia histórica. Se hace énfasis en los relatos convenientes a la clase dominante. La historia lineal, horizontal, sin reverso ni aspectos escondidos, olvidados y sin interés de ser develados.

Es necesario analizar el reverso de la historia de cada país, en este caso, de los países influenciados por la xenofobia hacia sus hermanos extranjeros.

Me impresionó mucho, al estudiar en Costa Rica, cuando un compañero de clase de Perú, se asombró cuando le dije que el Mariscal de Ayacucho era venezolano, él pensaba que era peruano. Quizás, la enseñanza en Perú, no menciona este dato. Este hecho muestra que es necesario facilitar la historia en los países de América Latina, desde el reverso, hacer brotar los elementos que están escondidos o poco visibilizados.

Es triste ver como compañeros venezolanos, nicaragüenses y otros, son quemados vivos, perseguidos como presas, producto de una xenofobia, recalco, creada o con visos de ignorancia, olvidando que somos hermanos históricos, con una historia similar, en algunos casos.

A la par de esto, ya conocemos y estamos viviendo actualmente, el racismo y la xenofobia hacia nuestros propios hermanos originarios, como está sucediendo en Ecuador. Aunque este es un tema que merece un análisis posterior y aparte de lo que estamos señalando ahora.

Sabemos que hay muchas aristas y causas acerca de lo que estamos señalando, pero es necesario ir abordando esta problemática. Creemos se debe llevar a cabo, una Campaña en cada país latinoamericano, quizás por medio de las embajadas, para hacer conciencia de nuestra historia común, desde la perspectiva del reverso de la historia.

Quizás, esta iniciativa, aplaque un poco la ira hacia nuestros hermanos extranjeros. Esta Campaña debe ir acompañada de un proceso de Formación Histórica a Fondo, para resaltar aspectos que nos unen: históricos, económicos, sociales, políticos y otros, que lleven a amarnos y no odiarnos. Muy posiblemente lleve esta Campaña a bajar los índices de intolerancia, xenofobia.

Tenemos muchos historiadores, en nuestros países, que nos pueden ayudar a descubrir elementos integradores, de herencia común, que más bien nos unan para liberarnos mutuamente. Dejo esta inquietud, producto de los horrores que muestran las redes sociales, en relación a la xenofobia y el racismo intrínseco.