Uruguay

La duración de la vida y la crisis actual en el mundo

Abordando eso gris que parece la teoría

J. Posadas, dirigente trotskista, entre sus numerosos textos, tiene un desarrollo sobre la vida de los seres humanos, en el que establece que el socialismo tendrá un efecto directo sobre la duración de la vida, llevándola a más allá de los dos siglos. Establece también que la tercera guerra mundial, (un ajuste de cuentas entre capitalismo y socialismo dice) es inevitable.

Somos de los que pensamos que no habrá tal ajuste de cuentas pues el uso de armas atómicas haría imposible la vida humana en el planeta. Si coincidimos en que el socialismo es una necesidad para el desarrollo de la vida humana. Para llegar a él es necesario todo un período en que como ha ocurrido en otras etapas de la historia con distintos modos de producción, se van a solapar los dos modos de producción predominantes.

Sin embargo el riesgo de la guerra generalizada por el uso de armas atómicas está latente. Si las reformas que hoy son imprescindibles para un giro en la economía mundial no llegan a tiempo viviremos tiempos de barbarie.

Para preservar todo lo que la humanidad ha construido hasta nuestros días es necesario que el funcionamiento democrático tome a toda la economía en sus manos. Ayudar al modo de producción capitalista a morir en paz.

Para ello es necesario tener una unidad de medida única y universal, que en la práctica ya existe, es de uso reservado de los complejos empresariales multinacionales para su feroz competencia, dejando los valores monetarios nacionales y/o zonales para los ajustes en el nivel de vida de la gente. La democracia económica en la moneda comienza con tener todos una medida común.- Mal que les pese a algunos premios Nóbel que hacen de estas especulaciones monetarias toda una teoría. Especulan con la existencia del Euro sin ir al análisis de la economía real.

La otra reforma que asegura un instrumento para solapar los dos sistemas y lograr imponer el triunfo democrático de la sociedad en el dominio de la economía son los impuestos. Todos los sistemas hoy vigentes, también el de Uruguay contrariamente a lo que manifiestan Astori y Lorenzo, son profundamente injustos y antidemocráticos.

Otra cosa es pensar que el Uruguay es libre de aplicar el sistema tributario que se le antoje (lo cual es imposible), y en ese sentido comparar este sistema tributario dentro de sus iguales no es de recibo.

La reforma impositiva impostergable es la de llevar los impuestos a la circulación del capital lo que supone la muerte de los paraísos fiscales. Supone una registración que hoy existe también en manos de los complejos empresariales multinacionales pero en que su pasaje al manejo democrático de la sociedad no implica la muerte de la burguesía sino de la lumpen burguesía (en aumento con el desarrollo de la crisis) que es donde hoy radica el peligro cierto del uso de armas nucleares. Es el zángano el que siente que el mundo se le derrumba y es por tanto propenso al suicidio. Quién construye ama la vida.

No solo la extensión de la vida humana sino hacer de ella un bien que merece gozarse y disfrutarse solo será posible en el desarrollo de la construcción del socialismo.

Este es un aspecto en la teoría de fundamental importancia que hoy la “izquierda” no debate pues aún no se ha sacudido de las deformaciones que sobre el marxismo-leninismo provocó el retroceso stalinista. Se habló de primera etapa del comunismo (construido en la Unión Soviética) en una sociedad basada en un feroz capitalismo de estado, que mal usaba el cariño y la admiración de las masas del mundo por lo que significaba frente a la explotación capitalista el triunfo de una revolución socialista. De ellas no ha podido tampoco librarse en sus desarrollos el compañero Esteban Valenti, cuando confunde leninismo con stalinismo, cosa que ya tenía clara José Batlle y Ordóñez a la muerte de Lenin en 1924.

No habrá choque de dos modelos, no habrá Apocalipsis, no habrá ajuste de cuentas, si, la disyuntiva es socialismo o barbarie. Para ello las instituciones de la sociedad tendrán que acceder a la democracia económica y proceder al desmonte del aparato militar.

Unir a lo mejor de la sociedad centralmente en estas reformas que inician la revolución en el modo de producción.

No entender que esta disyuntiva está presente hoy es un verdadero suicidio.
——————————————————————-
sipagola@adinet.com.uy

Publicación Barómetro