Espa

De Catalunya llegan noticias

Un millón y medio de personas se hicieron presentes en las calles céntricas de Barcelona en una manifestación por la independencia de Catalunya por la Diada.

Una marea humana como nunca se había visto en Barcelona -se calcula que hubo un río de 3 kilómetros de gente ocupó todo el Passeig de Grácia y la Via Laietana- colapsó este once de septiembre las céntricas calles de la capital catalana con distintas reclamaciones catalanistas, aunque con una mayoría aplastante favorable a la independencia de Catalunya. La pancarta de la cabecera rezaba: “Catalunya, nuevo estado de Europa”.

Las crisis como las guerras, mueve a millones de seres humanos. Lo importante es saber hacia donde apuntan esas movilizaciones. Cuando el Presidente Evo Morales llegó al gobierno de Bolivia, lo primero que hizo la derecha fue intentar dividir el país. El Presidente Morales manejó la crisis y logró mantener la unidad de la república; Bolivia crece, mal que le pese a la derecha fascista que sigue al acecho.

En España la economía no crece, la crisis se siente como lo que es, irreversible. Los sectores regresivos, necesitan mimetizarse con la gente, aprovechan la falta de un programa para enfrentar la crisis, o mejor dicho de un programa que responda al interés de la gente, por eso Cataluña como un Estado independiente es un espejismo, pues todos sabemos, que eso no significa industria nacional o desarrollo nacional. Es cierto que la burguesía catalana se siente asfixiada. La gente necesita un programa, como lo necesitó el pueblo alemán cuando dio cabida al nazismo. La campaña contra el Euro, que tiene como eje el rechazo a la dependencia hacia Alemania, es falsa en cuanto no significa que fuera del Euro puedan reorganizar una economía capitalista propia.

Pero la movilización es real, y los sectores más avanzados de la sociedad necesitan orientar este movimiento, o sucumbirán a consecuencia de él, así lo indica la experiencia histórica.

Son situaciones nuevas, en que es necesario pensar en salidas para el conjunto de la gente, el desarrollo del capitalismo es tal que todas las economías del mundo están entrelazadas y la crisis acentúa la necesidad de una salida en común para los pueblos del mundo.

Hay una izquierda europea que ha sido cómplice de la derecha en los atentados contra los pueblos árabes, que han buscado no la democracia sino el desarrollo de la guerra para dar desahogo a las economías de los Estados agresores. Deberían saber que las guerras no conducen a la democracia sino al fascismo. Aun cuando en otro periodo de la historia, las luchas guerrilleras contra las dictaduras eran salvajemente reprimidas con la ayuda de las potencias imperiales. Recordemos que ante el derrocamiento de un dictador, el Imperialismo pasaba automáticamente a la política de captar la dirección de la guerrilla. Así son las cosas.

Esto ya no alcanza y van en busca de un independentismo que tiene una base histórica de la que se agarran para crear una ilusión de desarrollo económico independiente que ya no tiene cabida en la economía mundial.- Ganan tiempo e impiden un programa más avanzado o que cuestione el derecho de propiedad.- No se habla de un sistema impositivo diferente sino del que impone el sistema capitalista para mantener su predominancia, alimentan la ilusión de una moneda propia, de una economía domestica que puede en un inicio ser distinta a la que predomina en el mundo, pero rápidamente sentirán que es una carrera imposible, en cuanto la sociedad sentirá que no puede fabricar sus ropas, sus alimentos, sus útiles, sus electrodomésticos a las condiciones que impone el comercio mundial.

Los catalanes expresan el deseo de no perder su nivel de vida, aún no ha hecho carne en ellos lo que sus poetas expresan: “no hay salvación sino es con todos”.

sipagola@adinet.com.uy
Jorge Aniceto Molinari/ ESPAÑA (Uypress) -