Ascensos: las FFAA conminan al Senado y este órgano dice que no se somete a la presión

Las Fuerzas Armadas (FFAA) conminaron a la Cámara de Senadores a ratificar en una semana la nómina de ascensos y el Órgano Legislativo respondió que no se someterá a la presión ni de la institución castrense ni del Gobierno.
«Ha pasado en demasía el tiempo en relación a la respuesta que debería haber recibido las FFAA. Como institución, vamos a esperar la siguiente semana a que la Asamblea se pronuncie y ratifique los ascenso», advirtió el comandante en jefe de las FFAA, general René Orellana, en declaraciones a los periodistas.

En respuesta solicitada por La Razón, el vicepresidente de la Cámara de Senadores, Omar Aguilar, del Movimiento Al Socialismo (MAS), dijo que el Órgano Legislativo no trabajará «bajo presión de nadie las Fuerzas Armadas o del Ejecutivo».

En traje de campaña, como sus camaradas, el jefe castrense se presentó en la plaza Murillo para informar que presentó a la Cámara de Senadores una carta de respuesta sobre las observaciones planteadas a la lista de ascensos a generales.

“Si es que recibimos una respuesta negativa, vamos a proceder como establece nuestra normativa, en nuestra reglamentación y apoyados en la Ley Orgánica de las Fuerzas Armadas (LOFA)”, afirmó Orellana en referencia a una eventual definición de los ascensos por parte suya.

Dato
Ante las declaraciones, Aguilar dijo que la Cámara de Senadores resolverá el asunto en los tiempos y los plazos que le corresponde. Si es que las Fuerzas Armadas consoliden por su cuenta los ascensos su acto será un «golpe a la democracia», advirtió.

Orellana cuestionó la actuación de los senadores. «Nos están tratando con falta de respeto a las Fuerzas Armadas, por eso (debo) exhortar a los miembros de la Asamblea para que cumplan con su función; después lo que se haga es procedimental y legal dentro de la institución», enfatizó.

La declaración del jefe militar sucedió a la intempestiva suspensión de un acto oficial, que iba llevarse a cabo la mañana de este jueves, para el ascenso de generales, almirantes y vicealmirantes, al que incluso debía asistir la presidenta Jeanine Áñez.

Este evento fue convocado por el comandante en jefe de la Institución a través de una “orden” que circuló en las redes sociales, como informó La Razón la noche del miércoles.

La cúpula castrense decidió la celebración ante la premura de los ascensos que no había atendido la Cámara de Senadores, situación que en los últimos días incluso puso en vilo a los órganos Ejecutivo y Legislativo.

Para las 11.00 de este jueves, a la misma hora en que estaba previsto el acto de honor en el patio del Estado Mayor General del Ejército, estaba prevista una conferencia de prensa del ministro de Defensa, Luis Fernando López, que también fue suspendido.

Según el numeral 8 del artículo 160 de la Constitución Político del Estado, la Cámara de Senadores tiene la atribución de “ratificar los ascensos, a propuesta del Órgano Ejecutivo, a generales de Ejército, de Fuerza Aérea, de División y de Brigada, a almirante, vicealmirante, contraalmirante y general de la Policía Boliviana”.

La Razón, La Paz