En el 41 aniversario de la masacre de Talanquera, Olancho

Campesinos hondureños se toman tierra en El Progreso

El Progreso, Honduras, 18 de febrero de 2013. En este dia 18 de febrero, cuando se cumplen 41 años de que en La Talanquera, Olancho, el ejército asesinó a seis campesinos que recuperaban tierras, en El Progreso amanecieron tomadas los predios que desde hace más de 30 años están en posesión de la Azucarera del Norte, Azunosa, y que reclaman campesinos organizados en la Asociación para el Desarrollo Campesino de Progreso, ADCP.

Unos mil quinientos campesinos y campesinas aglutinados en ADCP entraron en la noche y madrugada a pesar de la fuerte presencia de guardias de seguridad, quienes no realizaron ningún ataque. En dos ocasiones los miembros de ADCP fueron desalojados el año anterior.

Las tierras que reclaman son 3 mil 644 hectáreas que el Instituto Nacional Agrario, INA, expropió en marzo de 2012 porque Azunosa nunca obtuvo autorización del Estado para poseer más de 250 hectáreas que es lo legal en el Valle de Sula, donde están ubicadas.

Azunosa ha tenido varios dueños y hace unos años fue comprada por Cervecería Hondureña, desde hace diez años propiedad de la transnacional Sab Miller. Casi toda el azucar que produce el ingenio Azunosa es para la elaboración de refrescos de la línea de Coca Cola Company.

La empresa azucarera impugnó la expropiación y apeló ante el Concejo Nacional Agrario, el cual en agosto de 2012 debió pronunciarse y aún no lo hace. En el Concejo están tres abogados y un ingeniero agrónomo nombrados por el gobierno, dos representantes de los Ganaderos y dos representantes de las centrales campesinas.

Desde las primeras horas de la toma se dice que merodeaban agentes de la policía de investigación, supuestamente recabando nombres de los ocupantes y dirigentes. En otras ocaciones estos nombres han sido obtenidos para girar órdenes de captura.

Los campesinos dicen que las tierras ahora cultivadas con caña de azucar, que fue cosechada en dias recientes, las van a sembrar con maíz. Cientos de mujeres son miembras de los grupos campesinos y algunas se les vió en las acciones de recuperación.

En la zona de San Manuel, Departamento de Cortés, a los campesinos aglutinados en el Movimniento Campesino de San Manuel, MOCSAM, les destruyeron con tractores unas sesenta manzanas de milpa a punto de cosechar al momento que fueron desalojados por tercera vez por policías y militares y les decomisaron decenas de bicicletas, varias motos, un carro y los víveres. Los campesinos de MOCSAM habían sembrado en las tierras que tiene en posesión Azucarera Hondureña y que también fueron expropiadas por el INA y que se niegan a entregar. Los campesinos de MOCSAM no han vuelto aingresar a los terrenos, pero siguen en su demanda.

Azunosa dona tierras en la montaña

Esta semana AZUNOSA y el INA entregron 433 manzanas de tierra para grupos campesinos que inicialmente reclamaban los terrenos de Azunosa, pero que han desistido ante la oferta de donación por parte de la empresa. Las tierras serán adjudicadas por el INA como parte de un programa gubernamental llamado “Desarrollo del campo” y Azunosa es la primera empresa que se involucra en el mismo.

En el acto de entrega estuvo el presidente Porfirio Lobo, el Ministro del INA César Ham, otros funcionarios gubernamentales y el Gerente de Azunosa Miguel Angel Yagüe. Dijeron que se beneficiaría a 483 familias, lo cual significa que correspóndería a menos de una manzana por familia.

Azunosa les prometió darles asistencia técnica para que siembren caña y que la empresa les comprará la producción. Pero las tierras están ubicadas cerca de la aldea San José en el Municipio de El Negrito. Son parte de la montaña Mico Quemado, declarada Zona de Reserva Ecológica mediante Decreto 144-1994 y por esos los vecinos del lugar rechazan que se llegue a establecer cultivos de agricultura extensiva.

Los dirigentes de ADCP dicen que los campesinos a quienes Azunosa les compró tierras en la montaña no son miembros de su organización. Aseguran que el año pasado Azunosa les ofreció 50 millones para comprarles tierra en cualquier otro sitio, pero que desistieran de reclamar las expropiadas por el INA y la propuesta fue rechazada por ellos. Acusa que el INA las entregará las tierras de la montaña a los seguidores políticos del partido Unificación Democrática del cual es presidente César Ham.

Los campesinos reconocen que corren el riesgo de ser desalojados o encarcelados, pero manifiestan que mantendran firme su lucha porque tienen todo el respaldo legal y quieren que el INA les respalde en su lucha.

La tierra cuesta sangre

La lucha por la tierra ha dejado cientos de asesinados. El 18 febrero de 1972, hace 41 años, el ejército reprimió una recuperación de tierras en la aldea La Talanquera, a unos 10 kilómetros de Juticalpa, y asesinó a seis campesinos: Eliseo Montoya, Benito Cadenas, Antonio Cadenas, Pastor Pagoada, Juan Bautista Pastrana y José Eduardo Barahona. Ahora en el lugar está establecida una Empresa Asociativa Campesina.

Actualmente hay más de 3 mil campesinos en todo el país que están acusados en los tribunales por su participación en acciones de recuperación de tierras en manos de empresas o terratenientes que las han acaparado ilegalmente.

Isabel Morales un miembro del Movimiento campesino del aguán guarda prisión desde hace más de cuatro años mediante un juicio completamente amañado. Cerca de ochenta campesinos han muerto en el Bajo Aguán en tres años en medio de conflictos agrarios contra los empresarios Miguel Facussé, René Morales y Reinaldo Canales.

Hace dos dias en Tocoa, región del aguán, fue asesinado José Trejo, hermano del abogado Antonio Trejo quien demostró en los tribunales que Facussé se apropió ilegalmente de las cooperativas. El abogado Trejo fue asesinado el 22 de septiembre de 2012 en la capital de la república cuando salía de efectuar una boda, el era pastor de una iglesia evangélica.

——————————————enviado por
Bartolo Fuentes
Comunicación Comunitaria
Honduras, 18 de febrero de 2013
Comunicación Comunitaria
COMUN
Teléfono 504 26 47 3247
www.honduraslaboral.org