Denuncia por corrupción

Detuvieron a una exvicepresidenta guatemalteca

Roxana Baldetti había renunciado a su cargo en mayo pasado, luego de varias protestas en su contra por estar presuntamente vinculada a una red criminal, de la que sería su cabecilla. La Fiscalía de Guatemala ordenó su detención bajo los cargos de defraudación aduanera, asociación ilícita y cohecho pasivo.

La exvicepresidenta guatemalteca fue apresada mientras estaba internada en un hospital, y aunque la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala y el Ministerio Público anunciaron que ampliarán la información en breve, fuentes judiciales adelantaron que a Baldetti se la considera “cabeza” de la organización conocida como “La Línea”.

Hasta ahora las investigaciones señalaban como principal cabecilla al exsecretario privado de Baldetti, Juan Carlos Monzón, quien está prófugo. El abogado de la ex vicemandataria, Mario Cano, indicó que su cliente había ingresado hace cinco días al hospital Centro Médico de la por problemas de corazón. Baldetti permanecerá por ahora en el hospital pero bajo custodia policial, indicaron fiscales.

El hospital fue rodeado la mañana de este viernes por fiscales y agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) en un operativo para cumplir la orden judicial de detención contra la ex vicepresidenta. Tras enterarse de la noticia, algunos ciudadanos quemaron cohetillos frente al hospital para celebrar la captura.

Agencias/