EEUU país defensor de la libertad cierra su gobierno para encerrarse detrás de un MURO

Son tiempos ya no sólo de paradojas; sino de ¡patéticas paradojas!, y que están relacionadas con la realidad que vive hoy los EE.UU., que no es cualquier país por si acaso, sino que es el último imperio que ha conocido y conoce aún la humanidad.

Pero además es el imperio, que si bien es cierto que como todo imperio se ha impuesto por la vía de la violencia, es el que llena la boca declarándose ¡Defensor de la libertad y la democracia.

Decía que son paradojales los tiempos que vivimos, por cuanto quien ha declarado el cierre del gobierno de los EE.UU., es el presidente a Donald Trump, quien fue electo como tal; no por el voto democrático de los estadounidenses, sino por decisión de los lobbies corporativos de la banca y las trasnacionales manejada por el lobby sionista, con los colegios electorales; pues perdió por más de ¡tres millones!, de votos frente a Hillary Clinton, pero se hizo presidente. Vale decir que se respete el voto democrático del pueblo norteamericano, es un sarcástico saludo a la bandera.

Pero, además, en cuanto al otro valor que se declara ser defensor, como es la libertad; lo más incomprensible es que siendo por antonomasia los EE.UU., el país -sino el más- que se ha levantado gracias a los migrantes, quiera encerrarse -eso es lo inaudito- construyendo un muro, para evitar la llegada de migrantes, qué como él quieren alcanzar la tierra prometida, comolo hizo la familia de Trump con esa ilusión.

Cabe hacer notar que las repercusiones que representará el cierre del gobierno afectará aproximadamente a: 380 mil personas que quedarán licenciadas sin goce de haberes, 800 mil empleados no cobraran incluyendo el 95% de los empleados de la NASA, así como el ministerio de vivienda, 52 mil empleados de los servicios fiscales, 420 mil funcionarios públicos de servicios esenciales, quienes tendrán que trabajar sin cobrar de inmediato, lo propio 150 mil de la secretaria de seguridad nacional, así como más de 40 mil agentes del FBI, la DEA y la administración penitenciaria.

Así que es tal la ironía de los tiempos modernos, o posmodernos que vivimos, que ya no sólo Trump despóticamente ha decretado el cierre del gobierno, sino que ahora quien representa al país defensor de la Libertad, es quien a piedra y lodo quiere encerrarse y encerrar a los estadounidenses, como ya ha tomado la decisión -la misma que tomó Hitler para edificar el tercer Reich- de: “Hacer Grande América”, pero antagónicamente aislándose.

prudenprusiano@gmail.com
Barometro Internacional